Jelly Screwdriver o gelatina de destornillador

Un cóctel que puede ser postre para Navidad. Se trata de una gelatina realizada con la base del tradicional Destornillador.

Algunas veces los pensamiendos asociados a algunos objetos nos hacen pasar un buen rato. Por ejemplo, ¿qué se te viene a la cabeza cuando te dicen coche y taller? A mi, además del mecánico o la cuenta del banco me viene a la cabeza un destornillador. Pero uno de verdad. Y entonces, necesariamente si coincide con que alguien me habla de una bebida, entonces me imagino el cóctel destornillador.

El screwdriver cocktail como se le conoce es de invención rusa y se piensa que se llama así porque los trabajadores rusos de algunos plataformas petrolíferas removían el vodka mezclado con zumo de naranja con sus destornilladores.

Eso sí, hoy lo he hecho ligeramente diferente. Ya que he hecho gelatina de este cóctel y además lo he dulcificado para que nos pueda servir como aperitivo o como un postre ligero – y potente-.

Tiempo de preparación | 10 minutos
Tiempo de elaboración | 2 horas en frío
Dificultad | Fácil
Personas | 1

Ingredientes

  • 50 ml de vodka
  • 2 hojas de gelatina neutra
  • 120 ml de zumo de naranja
  • 4 cucharaditas de azúcar

Cómo hacer gelatina del cóctel destornillador

Empezaremos haciendo la gelatina de vodka. Ponemos 1/2 hoja de gelatina a remojo en agua fría para que se ablande. Mientras calentamos el vodka junto con dos cucharaditas de azúcar.

Destornillador. Pasos

Cuando el vodka esté caliente, apartamos del fuego y añadimos la gelatina reblandecida. Mezclamos bien y servimos en un vaso. Guardamos en frio hasta que gelifique. El vodka, se habrá vuelto blanco.

Destornillador. Pasos

Después hacemos el zumo de las naranjas. Lo colamos y calentamos con el resto del azúcar. Mientras habremos puesto el resto de gelatina en agua fría procediendo de la misma forma que con el vodka.

Destornillador. Pasos

Mezclamos la gelatina reblandecida con el zumo caliente. Y dejamos enfriar antes de servir al vaso.

Dejaremos enfriar por completo en la nevera y servimos con una cuchara. Si tenemos terrones de azúcar blanco, podemos añadir uno a o dos asemejando los cubitos de hielo.

Consejos y sugerencias

Otra forma de hacerlo sería el destornillador tradicional. En vaso ancho pondremos dos o tres hielos, después vodka hasta cubrir un dedo o dedo y medio. Y terminaremos con zumo de naranja hasta arriba.

El destornillador es uno de los cócteles más fáciles de hacer y tal vez por eso sea uno de los más conocidos.

powered byDisqus