Receta de ostiones a la parmesana

Un sabroso debut es el de nuestra columnista Francisca Rodríguez, una joven cocinera chilena que comparte sus recetas en su blog milibroderecetas.blogspot.com

No me pregunten por qué, pero soy fanática de los ostiones desde que tengo uso de razón. Algo tienen que no sé que es, pero me fascinan de la forma que sea, sobre todo en empanadas y a la parmesana. Cuando pienso en esta receta se me hace la agua la boca por lo rica que es y lo mejor... es su sencillez.

Esta es mi versión y tiene algo que me encanta de las recetas y es que puedes agregarle ingredientes a tu gusto. Por ejemplo, mezclar con otros mariscos o agregarle cilantro, perejil, ciboulette y darle un toque personal, que te aseguro va a ser un acierto. Además, los ostiones no son tan bonitos a la vista y esta receta combate eso. Si te dicen: "Ayyy, a mi no me gustan", te apuesto que con esta receta los vas a dejar callados.

Ingredientes:

- 20 ostiones frescos (la frescura de los mariscos es muy importante).

- 1 envase de crema de leche.

- 1 cucharada de mantequilla (con sal ojalá)

- 5 láminas de queso mantecoso.

- 1/2 cebolla (picada en cuadritos).

- 1 bolsa de queso rallado.

- Aliños.

- Vino blanco.

Preparación:

Sacar los ostiones de su concha y lavar. Ponerlos en una fuente con un toque de vino blanco y dejarlos cocinarse. Deben estar aproximadamente 10 minutos (si es que no están congelados). El color que deben tomar es blanco y rojo/anaranjado.  Por mientras, saltear la cebolla en aceite. Una vez cocidos los ostiones, poner la cucharada de mantequilla, la crema, las láminas de queso cortadas en cuadritos pequeños, la cebolla y revolver. Si te gustan más cremosos, puedes poner más crema sin problema. Espolvorear con queso rallado y llevar a horno precalentado a 150º hasta que se doren.

*Puedes ponerlos en una sola fuente o en varios pocillos personales.

 


powered byDisqus